En plena boda, la novia le dijo que sacara a su vieja madre — ¡No vas a creer lo que hizo el novio!

Nuestra Madre es la única persona del mundo, que siempre está de forma incondicional. Si le rechazas, te perdona. Si te equivocas, te acoge. Si estas triste, te sonríe hasta que te hace reír.  Si estas feliz, celebras con ella. Si los demás no te ayudan, te abre una puerta. Siempre sus brazos están dispuestos, cuando lo necesitamos, Sus ojos tiernos se endurecen cuando nos hace falta una tarea.  Su fuerza y su amor nos guían y nos da alas para volar.

Una madre es capaz de dar todo sin recibir nada a cambio. De querer con todo su corazón sin esperar nada. Una madre sigue teniendo confianza en sus hijos cuando todos los demás la han perdido.

Les presentaremos una historia que nos hará reflexionar sobre estos diferentes tipos de amor y cómo actuamos ante ellos. “Todo comenzó en la celebración de una boda”. Dos jóvenes decidieron unir sus vidas para siempre y convidar con sus amigos y su familia de tan especial momento Durante la fiesta, el ahora esposo le pidió a su madre que se sentará junto a su esposa en la misma mesa…

Su esposa se acerco y dijo que ¿Qué hace esta anciana aquí? Llévala de forma inmediata fuera de nuestra boda” Él respondió: “Esta es mi madre”. Pero la mujer siguió insistiendo en sacar a la anciana de su boda… Entonces el hijo decidió hagarrar el micrófono para que todos los invitados oyeran y dijeron: ¿Quién comprará a mi madre? Venta hoy, qué precio usted ofrece, porque a mi esposa no le gusta mi madre”

Todos los invitados lo miraron y se sorprendieron, y nadie respondió.

Se acercó a su madre y la llevó con él y dijo: “¡Nadie quiere a mi madre! Bueno, yo la quiero! “Salió con su madre y dejó a los invitados y se fue con su madre a su casa.

Después de unos días, el hombre más rico de la aldea apareció frente a su puerta y dijo: “¡Escuché lo que pasó en tu boda! Por lo tanto, usted puede casarse con mi hija, porque si usted lo hace para cuidar a su madre, sin duda cuidará y respetará a mi hija también”

Esto es una bonita historia que de vez en cuando es bueno leer, ya que vivimos en un mundo donde a las cosas negativas se le da más importancia que a lo positivo.

 

One Comment

Add a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *

>